Pasar al contenido principal

Cortés Margallo Abogados siempre ha pretendido ser un despacho cercano al cliente, con la constante preocupación de conocer y atender sus necesidades. Nuestro objetivo principal, parte esencial de la identidad de la firma, es el de conseguir aportar el valor de un servicio de asesoramiento técnico de la mayor calidad que respeta los principios y valores éticos de la profesión: integridad, lealtad, independencia, formación permanente, dignidad y respeto, y secreto profesional.

 

NUESTRO CÓDIGO DE GESTIÓN

Cortés Margallo Abogados definió sus principios de actuación, que se reflejan en el siguiente código de conducta.

  • TRANSPARENCIA

    En su actuación, en el empleo de sus recursos y en la fijación de sus prioridades de trabajo.

  • COORDINACIÓN

    En cada uno de los diferentes objetivos que persigue.

     

  • EXCELENCIA

    En la fijación de los objetivos, sometidos a un proceso de mejora continua.

     

  • PROFESIONALIDAD

    Buscando siempre la eficacia y la eficiencia para la consecución de los objetivos del cliente.

     

  • COMPLEMENTARIEDAD

    De sus actuaciones con aquellos fines coincidentes, en especial en el ámbito de la formación y la investigación.

     

  • INDEPENDENCIA

    En sus acciones para preservar su libertad de actuación, mantener su singularidad y actuar conforme a su mandato ético.